Translate

lunes, 4 de febrero de 2013

Nudo ballestrinque en reuniones

En esta entrada vamos a dar unas pinceladas a cerca del uso nudo de ballestrinque como autoseguro en reuniones.
Como ya os hemos comentado, el ballestrinque es un nudo de amarre. No es el mejor nudo de amarre, sin embargo hay cuatro características que le hacen muy útil a la hora de anclarse a una reunión:
  • Se realiza muy rápidamente, recuerda cómo se hace.
  • Se puede hacer con una sóla mano (ver sección de vídeos)
  • Una vez hecho, la longitud de los cabos se regula fácilmente.
  •  Se deshace bien una vez cargado.
Sin embargo, también debéis recordar que presenta algunos inconvenientes que limitarán su uso:
  • Bajo cargas superiores a los 450 Kg puede deslizar, sobre todo con cuerdas rígidas o mosquetones de diámetro pequeño.
  • Reduce hasta un 40% la resistencia de la cuerda, cinta o cordino.
  • Si el cabo de carga del ballestrinque no está en el lado del brazo rígido del mosquetón, se podría producir una carga triaxial en el mosquetón y reducirse su resistencia a la tercera parte.

Modo correcto de cargar un ballestrinque

Por estos motivos NUNCA debe usarse como único anclaje a la reunión. Lo más habitual es utilizarlo como nudo de reaseguro. ¿Qué significa nudo de reaseguro? Muy sencillo, recordad que en toda reunión debemos cumplir una norma de básica de seguridad: REUNDANCIA. Debemos estar anclados a la reunión a través de dos puntos; de este modo si un punto de unión falla, nos quedará el otro. El punto de anclaje principal del escalador a la reunión será en el punto central de la reunión y será el que soporte el peso del escalador. Aquí, normalmente, nos uniremos con nuestro cabo de anclaje.  El segundo punto de anclaje a la reunión, el reaseguro, suele hacerse con la propia cuerda.

El nudo de reaseguro irá unido al punto central, cuando estemos en reuniones de escalada clásica, ó unido al anclaje más alto de la reunión si trabajamos con parabolts o químios. En ningún caso cargaremos peso sobre el nudo de reaseguro**. Si el cabo de anclaje fallase, el nudo de reaseguro actuaría.  En el caso de reuniones con anclajes fiables, montaje quedaría como se muestra en la foto.

Montaje de reunión usando el ballestrinque como reaseguro
Insistimos, en reuniones con seguros flotantes, o seguros fijos poco seguros, tanto el seguro principal como el reaseguro deberían ir SIEMPRE anclados al punto central, para reducir al máximo el impacto sobre los anclajes. Para ver cómo autoasegurarse en reuniones montadas mediante seguros flotantes, pincha aquí.
 
En muchos manuales de escalada podéis encontrar una segunda manera de anclarse a la reunión: directamente con la cuerda, prescindiendo del cabo de anclaje. Para ello, como anclaje principal, usaremos la misma cuerda unida directamente al mosquetón del punto central con un ballestrinque. Esto nos permitirá ajustar fácilmente la distancia a la reunión. Como nudo de reaseguro usaremos un nudo de ocho doble al punto más alto de la reunión. (Ver siguiente foto). De este modo, si el ballestrinque deslizara, el nudo de ocho serviría de tope. 

Anclaje a la reunión directamente con la cuerda de escalada.  Puede resultar PELIGROSO!

Sin embargo os advertimos de que esta técnica podría resultar PELIGROSA. El problema reside en que, en este montaje, la existencia de redundancia no está tan clara. En caso de ruptura del tramo de cuerda que va entre el ballestrinque y el escalador, el nudo de reaseguro ¡no sirve de nada! 
Por este motivo no usaremos este montaje cuando trabajemos con cuerdas de diámetro pequeño, cuerdas viejas, o cuando sea posible una caída de factor 2*. En general recomendamos NO USAR este montaje salvo que se tenga un buen conocimiento de las técnicas de escalada y las fuerzas que entran en juego durante una caída. 

Pese a todo, este último montaje presenta una ventaja respecto al anterior, motivo por el que se enseña: el asegurador se une a la reunión directamente con una cuerda dinámica, lo cual reduciría la carga sobre ella en caso de caída. Ésto puede ser interesante si los anclajes de la reunión no son de toda confianza y cabe la posibilidad de que salten, situación relativamente común en escalada clásica o alpina. Sin embargo, nosotros tenemos que decir que no estamos deacuerdo con ello.

Existen otras muchas técnicas pensadas, sobre todo, para reuniones más complejas que las que se puedan dar en la escalada deportiva. Sin embargo estas dos, que os hemos contado, son las básicas. Las usaremos tanto para el primero de cuerda como para que el/los segundo/s de cuerda se anclen a la reunión en el momento que llegan a ésta. La única diferencia estriba en dónde se colocarán cada uno de los miembros de la cordada. Ésto dependerá de cómo esté montada la reunión (triángulo de fuerzas, equalette, reunión en línea...), de por dónde empiece el siguiente largo, de si existe un cambio de primero de cuerda o no, etc... Todos estos detalles los aprenderéis vosotros mismos con el paso del tiempo. Pero eso sí, siempre utilizando la cabeza y ¡con mucha precaución!


* NOTA 1: La carga de ruptura de una cuerda nueva es del orden de los 2000 - 2500 Kg. Una reducción de la resistencia de un 40% sitúa la carga de ruptura en torno a 1200 - 1500 Kg, que es aproximadamente la carga que sufre un anclaje frente a una caída de factor 2 para un peso de 80 Kg. Con una cuerda usada esta carga de ruptura se reduce considerablemente. Por estos motivos el segundo montaje podría resultar crítico con cuerdas de diámetro pequeño o viejas. 
Recomendamos leer éste artículo de la página de Barrabes, en el que recomiendan éste montaje aportando un punto de vista diferente. Que cada cual saque sus propias conclusiones a partir de la información aportada.

** NOTA 2:  Las cuerdas y cordinos son mucho más vulnerables al corte (por una caída de piedras, por ejemplo),
cuando están cargadas. Como el reaseguro es una especie de "seguro de emergencia", debemos tratar de salvaguardar su integridad. Por ello nunca debemos cargarlo.

*** NOTA 3: El hecho de hacer el nudo de reaseguro con la propia cuerda tiene la ventaja de que independiza a los escaladores entre sí. Imaginad que en una vía de varios largos un escalador cae al vacío la longitud entera de la cuerda y los escaladores no están independizados: el peso del escalador caerá sobre sobre el escalador que permanece en la reunión, pudiendo causarle lesiones severas. Si como reaseguro utilizamos la propia cuerda, esto no sucedería, ya que el escalador quedaría colgado de la propia reunión.

3 comentarios:

  1. Querría dar las gracias a Juan por su asesoramiento técnico. Aunque no lo haya escrito como comentario en el post(nos hubiera gustado) me ha dicho que en la segunda foto hay un fallo. El ballestrinque está al revés: el cabo de cabo de carga está del lado contrario del brazo rígido del mosquetón.
    Nunca he podido comprobar si el problema de la orientación del ballestrinque (una supuesta carga triaxial) es real o no. Por lo que leído, el problema no es importante usando mosquetones tipo HMS (como el de la foto), sino cuando se combinan mosquetones sin seguro con poca apertura y cuerdas gruesas, de tal modo que la carga en el mosquetón se produzca cerca del brazo del gatillo.

    ResponderEliminar
  2. Es una pena que no haya comentarios en algunos post tan interesantes como este! Me estoy leyendo practicamente el blog entero y quería agradecer el esfuerzo de aportar toda esta información. Muchas gracias!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Alberto!

      Muchas gracias por el comentario y por tu apoyo. Al recibir tu comentario, hemos releído el post y hemos añadido algunas cosas, así que te recomendamos que vuelvas a leerlo.

      Este post fue uno de los primeros que hicimos, cuando el blog estaba orientado básicamente a la escalada deportiva. Últimamente hemos añadido temas de escalada de varios largos y escalada clásica. Aquí las reglas del juego cambian bastante, por eso hemos decidido modificar el post ligeramente.

      De nuevo muchas gracias, y un abrazo!

      manerasdeescalar


      Eliminar

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...